“La gran HIPOCRESÍA EUROPEA de VISADOS favorece la INMIGRACIÓN IRREGULAR

El catedrático de Ciencias Políticas por la Universidad de París Sami Nair criticó el domingo ‘la gran hipocresía europea’ de la política de visados, que a su juicio favorece la inmigración irregular y que, de no cambiarse, provocará un callejón sin salida y regiones como Canarias seguirán recibiendo cayucos. Así lo manifestó Sami Nair en una rueda de prensa que ofreció en Santa Cruz de Tenerife con motivo de su participación en un debate titulado ‘Los guardianes del centeno. El papel de la cooperación’, incluido en un ciclo que sobre África organiza la entidad de ahorros Caja Canarias, y al que también asistió el ex director general de la Unesco Federico Mayor Zaragoza.
Sami Nair abogó por cambiar ‘totalmente’ la política de visados, que además favorece la corrupción en los países africanos, porque hay una gran demanda migratoria ‘que no podemos parar’, y consideró que lo idóneo sería volver ‘no a la libertad de circulación, sino de trabajo’ que funcionaba entre los años 50 y 70 del pasado siglo.
A su juicio, lo ideal es que los inmigrantes puedan venir, trabajar los años que deseen y regresar a sus países de origen y repetir este proceso cuantas veces lo consideren oportuno entre otras cuestiones, explicó, porque nadie quiere abandonar su región si no es por la necesidad.
Federico Mayor Zaragoza dijo que de su experiencia de muchos años como director de la Unesco deduce que toda la historia de la cooperación para el desarrollo es ‘la de las promesas incumplidas y de la frustración’.
Ha sido el abandono progresivo de unos principios éticos, en los que se basaban las Naciones Unidas, y que se han ido transformando progresivamente en préstamos con unas condiciones draconianas, privatizaciones y ejecución de infraestructuras en los países más desfavorecidos, y de las que se benefician quienes conceden los préstamos, ‘algo que debería avergonzarnos’, añadió.
Apuntó también Mayor Zaragoza que la crisis actual ‘no es financiera, sino especulativa’, y comentó que las empresas que antes obtenían ‘pingües beneficios’ ahora que tienen pérdidas exigen ser ayudadas por el Estado.
No obstante, consideró que las voces ‘más fuertes y contundentes’ son las de quienes ‘tienen hambre’ y por eso ‘serán oídas’, aunque confió en que ‘no con violencia’, y sostuvo el también ex ministro de Educación y Ciencia que la economía actual ‘es de guerra’ y su modelo ‘ha fracasado y debe ser sustituido por otro de desarrollo global’.
Sami Nair opinó sobre este asunto que hay que olvidar el concepto actual de cooperación ‘para centrarse en los problemas reales’ y comentó que hay una crisis de alimentación ‘muy grave’ que desvela ‘el carácter casi criminal de este sistema económico’.
Este sistema ‘está loco, en crisis y va a estallar porque no puede seguir así’, manifestó Nair, quien citó como ejemplo el hecho de que los fondos para la cooperación europeos son gestionados ‘por los bancos de París’, los mismos que deciden cómo se utilizan.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.