BUSCÁNDOME

En el silencio te busco.

En la quietud te persigo.

Buscándote día tras día,

así de mí me olvide.

Oculto, escondido,

dentro de mí habitas,

pero es tanto mi afán

que hallarte no consigo.

Caminas conmigo.

Acompañas mis días.

Y mis ojos ciegos,

no te distinguen

Conóceme.

Muéstrate.

Y en el silencio…

Háblame.

J. F. Moratiel

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.