MISIÓN COMPARTIDA: CAMINO ESPERANZADOR Y SIGNO DE LOS TIEMPOS.

 

Este pasado sábado 12 de marzo, he tenido la suerte de disfrutar como enviado por la CVX, en el Colegio Nuestra Señora del Recuerdo de Madrid, del IV Encuentro “Juntos somos más”, organizado por CONFER. Su lema: caminar juntos…

En la melodía del encuentro, en su ponencia marco y en los distintos talleres que disfrutamos a lo largo del día, se palpaba en el ambiente el deseo de hacer presente la Buena Noticia de Jesús de Nazaret allí donde las distintas Congregaciones e Institutos religiosos tiene enraizadas sus obras, así como el de hacerlo juntos religiosos y seglares. Percibí un deseo mayoritario de soñar juntos, discernir juntos y poner en práctica juntos, esos proyectos llamados a hacer de nuestras obras, barrios y ciudades, espacios de convivencia donde sea más posible una vida digna, justa y feliz para todos, en especial para los que las pasan canutas.
Se compartieron experiencias muy interesantes. Yo pude escuchar, en los talleres en los que estuve, el camino que llevan en esta línea los compañeros de Lasalle y Escolapios, así como la experiencia de Comunidades Apostólicas que obras de la Compañía de Jesús están poniendo en marcha. Se respiró en todo momento un horizonte de Misión Compartida.
Falta camino por recorrer, así como liderazgos, estructuras y culturas organizativas que lo faciliten, pero mayoritariamente, este “sueño compartido”, es vivido como un susurro, una brisa del Espíritu… un claro signo de los tiempos.  
Como CVX y como miembro de la familia ignaciana, siento que nuestro carisma está llamado a aportar nuestra práctica y experiencia en el discernimiento, así como nuestro ser un sujeto laical… un cuerpo apostólico… llamado a construir Reino, en igualdad… coco con codo, con nuestros compañeros religiosos.
Por último, destacar el cariño y atención con que el resto de los compañeros ignacianos que estaban en el encuentro acogieron a la CVX. Araceli, coordinadora del Equipo de Misión Compartida de la Compañía, en el que participo por nuestra comunidad, y Leo, de los jesuitas de Madrid, siempre pendiente de cualquier detalle, me hicieron sentir en casa desde el primer momento.
Andrés Tortosa.
Representante CVX 
Comisión Misión Compartida
Compañía de Jesús.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.